VIRAL

Pianista toca ‘En el radio un cochinero’ en restaurante de lujo; #VIDEO viral

El pianista mexicano Daniel Crutze es famoso en redes sociales por tocar canciones populares en el restaurante de lujo donde trabaja, por ejemplo: Mi bebito fiu fiu, de Tito Silva; Bohemian Rhapsody, de Queen; y El ansioso, de Grupo Marrano.

Estas versiones le han valido al músico, formado en el Conservatorio de Milán, Italia, más de 1 .5 millones de seguidores en TikTok. Y destaca que en dicha plataforma recientemente subió una versión de la canción En el radio un cochinero.

Vamos a hacer un cochinero”, dice Daniel al principio de la grabación, a la que le añadió la descripción “Me mam… como quedó el arreglo”.

Entonces, el músico comienza a tocar su versión del tema que popularizó el cantante de música regional Victor Cibrian, mientras los comensales del restaurante lo escuchan con atención.

Destaca que En el radio un cochinero goza de mucha fama en TikTok, pues los internautas la volvieron un trend que consiste en poner un fragmento de la misma cuando son captados en una mala acción.

«Pélate del cantón que a este ya lo torcieron y písale al ranflón que te vienen siguiendo. Se me nubló la mente y me eché un pase en seco”, es la parte viral en la plataforma.

@crutze.musica

EN EL RADIO UN COCHINEROOOOO 🎶 Me mamó cómo quedó el arreglo 😍🎹 #fyp #parati #viral #crutzemusica #enelradiouncochinero

♬ sonido original – Daniel Crutze

La versión del pianista generó muchas reacciones positivas en TikTok, donde ya acumula más de 900 mil visualizaciones.

“¿Acaso se adelantó la Navidad? Hermoso regalo”, “Te quedó súper, y eso que no me late ese corrido”, “Primera vez que me encanta esa canción”, “Todo se escucha mejor con piano”, “El bélico eres tú con tremendas rolas que sacas siempre” y “Elegancia la de Francia, me gustó mucho”, son algunos comentarios ante la melodía de Daniel.

¿Quién es el pianista Daniel Crutze?

A pesar del talento y popularidad que Daniel ha ganado en TikTok con sus adaptaciones y carisma, ha recibido críticas por tocar en un restaurante; sin embargo, él cuenta con una carrera de músico forjada en el Conservatorio de Milán, Italia, y se ha presentado también en grandes salas de conciertos como el Teatro Degollado en Guadalajara y ha tenido actuaciones en festivales de la Unión Europea.

“Hay algo que no me gusta del mundo de la música clásica: es mucha política y mucha corrupción; hay que besar los traseros adecuados y eso realmente a mi no me gusta. En la música clásica se paga muy bien, se paga extraordinariamente bien, aquí en donde yo estoy (restaurante) tampoco me va nada mal”, dijo el músico sobre su trabajo.

Milenio

X