Templos y parroquias son centros de acopio: Monseñor Cabrero Romero – Antena San Luis