SAN LUIS

Robaron un auto, intentaron venderlo mediante redes sociales y para evitar su captura, ofrecieron 10 mil a los policías

Policías estatales detuvieron a dos hombres como presuntos responsables de intentar vender un automotor que contaba con reporte de robo; dichas personas al tratar de evitar la detención habrían ofrecido a los policías la cantidad de 10 mil pesos en efectivo. 

En los primeros días de abril del año en curso, un ciudadano reportó al Sistema de Emergencia 9-1-1 el robo de su automóvil marca Toyota, tipo Yaris, modelo 2018, color plata. Posteriormente, solicitó el apoyo de la Policía del Estado, tras percatarse que una unidad con las características de su propiedad se encontraba a la venta mediante una publicación en redes sociales.

Los agentes montaron un dispositivo de búsqueda de los presuntos vendedores, quienes supuestamente habían contactado con un posible comprador citándolo en una plaza comercial para la transacción de 238 mil pesos por la venta de dicho vehículo. 

Fue en la Avenida Ricardo B. Anaya y la carretera a Rioverde donde los presuntos fueron vistos, por lo cual se les dio alcance y se les abordó.

Tras ser consultado el número de serie del tablero, éste se encontraba alterado, así como los números de serie del copiloto, sin embargo, el número de serie del motor coincidió con la ficha del reporte hecho por la víctima. 

Además, el propietario comprobó que era su vehículo al reconocer que una de sus puertas presentaba algunos daños.

Ante la consulta a la base de datos del Centro de Control, Comando, Comunicaciones y Cómputo (C-4), se confirmó que el automóvil contaba con reporte de robo del 10 de abril del año en curso en la colonia Las Mercedes.

Por tal motivo, se les informó de los presuntos delitos en los que incurrían: posesión de un vehículo robado y con alteración de números confidenciales.

Para entonces, el copiloto de la unidad trató de extorsionar a los oficiales al ofrecerles 10 mil pesos en efectivo que se encontraban en la guantera de la unidad vehicular.

Ante estos hechos, se procedió a la detención de Sergio de 31 años de edad, originario de la capital potosina y de Daniel de 30 años de edad, originario de Toluca, Estado de México.

Dichas personas operan en la presunta venta de automotores de alta gama, mismos que han sido reportados como robados en diferentes ciudades, por lo que se hace de conocimiento a la autoridad competente para las averiguaciones correspondientes.

Los detenidos quedaron a disposición de la Fiscalía General del Estado, así como la unidad y el dinero asegurados.

Pulso

X